Todo Debe Irse

Fechas de expiración… inevitable suprimir.  Ayer, hoy, mañana; cada día queda igualmente caducado.  Es una zona horaria que no podemos escapar…  Una bomba de tiempo esperando por explotar.

Nosotros la esperamos, la buscamos.  Estamos alegres, enojados o tristes por ella.  La verdad es, algunas de esas fechas expiran para algo mejor y otras por lo peor.  Buenas relaciones expiran y las malas también.  La vida expira y la muerte hace lo mismo (aquí es donde viene el nacimiento).  Vivimos para morir y esperamos a estar muriendo para querer vivir.  ¿Quién puede entender?

La comida expira, las flores se unen.  El agua que lleva el río pronto hará lo mismo; y jamás será igual.  Todos formaremos parte de este gran mundo de expiraciones y renacimiento.

Somos como la comida, las flores, los ríos y la vida… No nos escapamos, nuestro Creador esperó por el momento preciso.  Así como el Roble Amarillo esperó para florecer y dar belleza.  ¡Nosotros somos belleza!

Somos algo hermoso que no durará mucho.  Sólo despertamos y damos gracias por el momento vivido, sin reconocer este gran dato.  TODO DEBE IRSE…  Como una tienda en liquidación…

¡Todo Debe Irse!

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s